Estudié Mozart, pero terminé haciendo Hip-Hop II

 

Disclaimer

 

Ok, ok… ciertamente el título es un poco clickbaiter, así que para ahorrarme malos entendidos con personas que quieran comentar veneno sin leer la publicación completa, voy a usar estas primeras líneas para aclarar algo: En mi opinión, todos los generos musicales tienen algo interesante, poseen mi respeto y a ninguno desprestigio, muchísimo menos desprestigio a aquellos que se dedican a hacer equis o ye género en vez de música clásica o hard bebop. Habiendo aclarado esto, prosigo con mi reflexión.


Como contaba en la anterior publicación, fui un músico dedicado 100% al mundo académico, eso antes de lesionarme. Tuve que reinventarme, aprender nuevas formas de ganar dinero y gracias a las crisis económicas que asolaron mi vida y la de muchos más, he logrado sacar provecho de todo lo que me he propuesto hacer.

La última reinvención fue a consecuencia de la bajada de los precios de las criptomonedas. Vivía de ello, tenía a mi cuidado un niño y una mujer, tenía que hacer algo y pronto para poder mantener la estabilidad del hogar. Así fue como empecé a tirar flechas a todos lados. A pesar que la música se convirtió en algo que amaba, pero que dejé de verla como una posible fuente de ingresos, era una diana que conocía muy bien, así que lancé mis flechas en esa dirección, como por no dejar, sin absolutamente nada de esperanza. Irónicamente, de todos los lugares a los cuales dirigí mis intentos, fue la música el único que acerté.

Fue así como gracias a un sur-koreano al otro lado del planeta tierra me dio la oportunidad de comenzar mi carrera como session musician, persona a quien contratas para grabar los instrumentos de tus proyectos musicales. Le interesó mi trabajo porque le gustó mi sonido depurado producto de muchos años haciendo notas largas. A pesar que no tenía casi nada de información sobre mí y mi portfolio estaba casi vacío, él decidió confiarme la grabación de una flauta para un par de temas suyos.

Ese fue el comienzo de todo, actualmente mi portfolio empieza a tomar forma, empiezan a llegar clientes con mejores actitudes y presupuestos y poco a poco consigo cierta estabilidad en un trabajo que por su naturaleza carece de un ingreso constante.

Hace un par de semanas realicé la grabación y composición de una flauta para un nuevo cliente. Al ser un excelente productor, pudo decirme con detalle lo que quería lograr con la flauta dentro de su tema. Teniendo todo lo necesario me senté a escribir, un par de días más tarde entregaba un trabajo del cual me sentía bastante satisfecho y contento de haber realizado.

 

I Was Saying es el nombre de este maravilloso tema que tuve el honor de grabar. El trabajo de mezcla y mastering es maravilloso y hace resaltar lo que logré con mi instrumento.

Comencé el camino de la música tocando Mozart, la vida ha dado mil vueltas y me ha brindado la oportunidad de expandir mis horizontes. Actualmente aprendo, aprendo muchísimo, tengo que hacerlo, hay un mundo de sonoridades, estilos, armonías y complejidades técnicas que aún desconozco y que debo aprender para seguir mejorando en el servicio que ofrezco.

Espero que les guste este trabajo que he compartido en el día de hoy, y me encantaría conocer sus opiniones en la casilla de comentarios.

 

[##]: !steem2wls_exclude

The following two tabs change content below.
Músico, flautista, arreglista y escritor. Since 1995. Caracas, Venezuela

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.